Francisco en Auschwitz: "Perdón por tanta crueldad"

Esas palabras escribió el Papa en el libro de visitas durante su visita al campo de exterminio nazi, donde fueron asesinados más de un millón de personas entre 1940 y 1945.

El papa Francisco recorrió hoy durante más de una hora el campo de exterminio nazi de Auschwitz, en Polonia, donde saludo a once sobrevivientes del Holocausto y pidió "perdón por tanta crueldad".

El sumo pontífice llegó cerca de las 9.15 hora local (4.15 en Argentina) al campo de exterminio donde fueron asesinadas más de un millon de personas entre 1940 y 1945, la mayoría judios. Tras pasar por debajo del conocido letrero “Arbeit Matcht Frei” (“El trabajo libera”), se dirigió al bloque 11 y rezó en soledad durante diez minutos en la celda del sacerdote polaco Maximiliano Kolbe, quien en 1941 se ofreció a morir en lugar de un padre de familia judío que iba a ser fusilado.

Luego de saludar al director del museo, Francisco escribió en el libro de visitas de Honor:"Señor, ten piedad de tu pueblo. Señor, perdón por tanta crueldad". Posteriormente, el Papa saludo a once sobrevivientes del campo de concentración ubicado a 66 kilómetros de Cracovia, donde llegó el miércoles pasado para participar de la XXXI Jornada Mundial de la Juventud.

También saludó al grupo llamado “los justos entre las naciones”, integrado por personas que arriesgaron sus vidas para ocultar y proteger judíos. Después, el ex arzobispo de Buenos Aires encendió una vela frente al "Muro de la Muerte", donde los oficiales nazis ejecutaron a miles de personas durante la Segunda Guerra Mundial, y se trasladó hasta el campo de Birkenau, a tres kilómetros, construido por Adolf Hitler para llevar a cabo la denominada “solución final”, que buscaba exterminar a todos los judíos.

Francisco es el tercer Papa que visita Auschwitz. El primero fue el polaco Juan Pablo II, en 1979, y luego Benedicto XVI, que lo visitó en 2006. 

El lápiz verde