Perú: crecen las críticas por el indulto presidencial a Fujimori

Se registraron protestas en Lima y otras ciudades del país en reclamo de la renuncia del mandatario Pedro Pablo Kuczynski. Hay dimisiones en el Gabinete y en el bloque legislativo oficialista.

Perú transcurre un fin de año atípico. Acorralado por una moción legislativa para destituirlo, el mandatario Pedro Pablo Kuczynski (PPK) le otorgó un indulto a Alberto Fujimori. Logró así sobrevivir en el cargo pero generó una nueva crisis política. Mientras se multiplican las protestas callejeras en repudio al perdón presidencial, varios aliados políticos de PPK han renunciado a su cargo, entre los que se incluye un ministro y un puñado de legisladores.

Apenas Kuczynski comunicó en un mensaje televisivo que le confería un indulto a Fujimori, quien se encuentra internado, “por razones humanitarias” y para lograr “la reconciliación nacional”, las críticas comenzaron a recaer sobre el Jefe de Estado. La sospecha sobrevuela a toda la sociedad peruana: PPK negoció el indulto a cambio de la supervivencia política en el cargo. Para sortear con éxito la moción de vacancia en su contra, necesitó el apoyo de una decena de legisladores conducidos por Kenji Fujimori (hijo de Alberto).

La paradoja es que Kuczynski, un tecnócrata liberal, accedió al gobierno impulsado por el antifujimorismo, que temía la llegada al poder de Keiko Fujimori, actual líder de la oposición. Para mantenerse en el cargo, PPK debió pactar con el fujimorismo. Con la noticia del indulto consumada, artistas e intelectuales que le habían dado su respaldo ahora piden su renuncia. En las redes sociales, el hashtag #FueraPPK se convirtió en tendencia. Y se registraron protestas en las calles de Lima, Arequipa, Ayacucho, Cusco, Chiclayo, Huacho, Piura, Puno y Trujillo.

 PPK conservó la presidencia, pero a un costo muy alto. Su coalición se comenzó a desmembrar. El ministro del Interior, Carlos Basombrío, ya presentó su renuncia, a la que le podrían seguir la de los titulares de Defensa y Cultura. En el Parlamento, donde Kuczynski contaba con apenas 18 legisladores sobre 130, ya hay tres diputados que anunciaron su alejamiento del oficialismo. Se refuerza así la situación mayoritaria de Keiko Fujimori, que dispone de un bloque de 71 diputados.

Keiko fue, durante todo el proceso de acusación a PPK, la principal promotora de su destitución. Sin embargo, celebró la decisión presidencial de indultar a su padre a través de las redes sociales.


Diarios Argentinos