Kicillof: “El 5 de febrero es la última oportunidad para un acuerdo”

El gobernador bonaerense se refirió a la negociación con los bonistas que se encuentra en un momento clave para evitar el default. “No es que propusimos una quita, simplemente posponer el pago", dijo.

El gobernador bonaerense, Axel Kicillof, se refirió a la negociación con los bonistas de la Provincia que se encuentra en un momento clave para evitar el default. Habló desde Israel, donde participó de la comitiva de la primera gira internacional del presidente Alberto Fernández.

El Gobierno de la Provincia de Buenos Aires confirmó que no podrá pagar el vencimiento de USD 250 millones del Bono Buenos Aires 2021 (BP21) el próximo domingo 26 y busca postergar el pago de capital hasta el 1° de mayo. Los 27 millones de dólares en concepto de intereses se pagarán a término.

La Provincia lanzó una solicitud de consenso para que los tenedores de bonos BP212 acepten que el pago del capital se difiera al 1° de mayo. El primer plazo se venció y no se llegó al consenso del 75 por ciento requerido para poder modificar la fecha de pago, por lo cual decidieron extenderlo hasta el 31 de enero. El gobernador sigue apostando a la negociación pero advierte que el 5 de febrero es el último plazo.

“Ha sido un espanto como endeudaron a la Nación y a la Provincia en cuatro años”, enfatizó el mandatario bonaerense y explicó: “Argentina con (Mauricio) Macri llegó a lo que ellos llamaron reperfilamiento, que básicamente fue que no se podía pagar la deuda nacional. La gobernadora (María Eugenia Vidal) a fin de su Gobierno también intentó reperfilar deuda con el Banco Provincia. (…) Los acreedores internacionales que tomaron la deuda conocen la situación”. “En cuanto asumimos llamamos a todos los acreedores a buscar una solución ordenada y constructiva”, señaló.

Sobre el ofrecimiento que les hicieron a los tenedores del BP21 sostuvo: “Les hicimos una propuesta nada sofisticada. Les pedimos que corran ese vencimiento con los intereses al 1 de mayo que es cuando van a estar las cosas más claras con respecto al diálogo que está llevando adelante la Nación”. “No es que propusimos una quita, simplemente posponer el pago", remarcó.

“Hoy no tenemos los recursos (para afrontar el pago de capital) por eso se lo decimos a los acreedores. Ellos lo saben, es algo evidente”, planteó Kicillof y aseguró que están buscando una solución que “no signifique impactar en otras necesidades”. “La idea es buscar una solución que le dé sostenibilidad, eso quiere decir que la Provincia vuelva a crecer para poder pagar en otro esquema”, agregó y advirtió: “El 5 de febrero es la última oportunidad, porque llega el vencimiento”.

San Martín móvil