El heredero de Merkel

El 16 de enero de 2021, Armin Laschet fue elegido como el sucesor de la actual Canciller alemana Ángela Merkel. Al ganar a través de una elección dentro del partido, se convirtió en el Presidente de la Unión Demócrata Cristiana - CDU (por sus siglas en alemán).

El 16 de enero de 2021, Armin Laschet fue elegido como el sucesor de la actual Canciller alemana Ángela Merkel. Al ganar a través de una elección dentro del partido, se convirtió en el Presidente de la Unión Demócrata Cristiana - CDU (por sus siglas en alemán).

Para mediados de 2018 Merkel ya había anunciado que se retiraría de la política y que prácticamente se jubilaría, que ya había llegado la hora de que una nueva generación de alemanes tome las riendas del país.

Ese mismo año ya se había anunciado a una posible heredera. Annegret Kramp-Karrenbauer, Ministro-Presidente de Sarre (Saarland en alemán) primera mujer en ostentar el cargo en dicho Estado. Ella se consagró como Presidente del partido demócrata cristiano en diciembre de 2018 y por consiguiente sería la sucesora natural de la Canciller para las próximas elecciones generales. Annegret era considerada como moderada, de centro y pro europeísta, la cual prometía seguir con los ideales de Ángela.

Su renuncia fue tanto una sorpresa como no, el 10 de febrero de 2020 anunció su renuncia a la presidencia del partido y a ser candidata por el CDU. Dicha decisión se debe a que, en el Estado de Turingia, el CDU junto con otras fuerzas políticas formaron gobierno. La formación de gobierno se logró porque se aliaron con Alternativa por Alemania (AfD), partido que hoy se lo considera de extrema derecha y neonazi.

Hasta ese entonces a AfD se le había negado toda participación en cualquier gobierno alemán, ya sea nacional, estatal o municipal. Pero lo que sucedió en octubre de 2019 cambió el paradigma y Annegret sufrió la culpa de permitir esa alianza entre su partido y una fuerza opositora que es antieuropea, islamofobica, antiinmigrante y extremadamente nacionalista.

Alternativa por Alemania es un partido que está creciendo muy rápidamente. En las últimas elecciones han conseguido más del 12% de los votos a nivel nacional y en el Estado de Sajonia llegaron al 25%. Es una fuerza que cada vez está aumentando más y más.


¿Quién es Armin Laschet?

Con Annegret ya decidida a no postularse, nuevas elecciones en el seno del partido se realizaron. Hubo tres competidores principales. Friedrich Merz, un empresario conservador que pasó a una segunda ronda con Armin y Norbert Röttgen que fue Ministro Federal de Medio Ambiente, pero él no logró los votos suficientes para pasar a la siguiente ronda.

La votación tuvo que darse de manera virtual y electrónica por causa de la pandemia del Covid-19, era la primera vez que el partido se reunía de esa manera en su historia, en donde 987 miembros del partido fueron habilitados para votar.

Con 521 votos, Armin Laschet se consagró como Presidente del partido, derrotando a su rival Friedrich Merz que consiguió 466 votos. De esta manera fue electo como el siguiente candidato a ocupar el asiento del Canciller de Alemania.


Fuente: elperiodico.com


Actualmente, Laschet es Ministro-Presidente de Renania del Norte-Westfalia. Renania es el Estado más poblado de Alemania, con 18 millones de habitantes, contribuye aproximadamente con el 22% del pbi alemán y es uno de los estados más industrializados, utilizando al carbón como principal fuente de energía desde la revolución industrial.

Armin estudió Periodismo, tiene 59 años y desde 1994 ha ostentado diferentes cargos públicos, pasando por el Bundestag (Parlamento) Alemán. Fue Eurodiputado, y es actualmente Presidente del CDU y Ministro Presidente de su Estado. También pertenece a la Internacional Demócrata de Centro y es un fierro defensor de las políticas de Merkel.

La defendió durante la crisis migratoria siria en el 2015, donde el país acepto la llegada de un millón de refugiados. También se lo considera proeuropeo, liberal y propone que el país debería integrar más a las comunidades inmigrantes.


La Carrera por la Cancillería 

Hay que tener en cuenta varias cosas antes de consagrarlo como el sucesor de Ángela.

Primero, que diferentes personas dentro de su misma alianza partidista pueden candidatearse. Se presumen que el Presidente-Ministro de Baviera Markus Söder del CSU se vaya a postular, pero hasta la fecha no lo ha confirmado. El CDU y CSU han sido aliados en Baviera desde hace décadas. 

Segundo, Ángela Merkel actualmente sigue siendo Canciller, pero no por la fuerza de su propio partido. Sino por una alianza con el SPD, el partido socialdemócrata. Ellos podrían presentar también a un candidato, además de que en las últimas elecciones generales de 2017 decidieron retirar su apoyo al CDU y ser parte de la oposición ya que solo pudieron obtener un 24% de los votos, un mínimo histórico para ellos. Días más tarde decidieron anular su decisión de ser oposición y volvieron a formar gobierno.  El CDU y el SPD son los partidos más antiguos y tradicionales de Alemania.


Fuente: Deustche Welle


Tercero, los partidos tradicionales están perdiendo votos. El CDU y el SPD son los partidos históricos de la Alemania de postguerra. Ambos podían conseguir el 80% de los votos en sus momentos de gloria, pero hoy en día llegan al 55% combinados. La única razón por la que Merkel no ha sido sacada del cargo es por el modelo de gobierno alemán.

El Parlamento podría sacarle su apoyo y de esa manera dejaría de ser Canciller, ya que en un modelo parlamentario el jefe de gobierno es parte del poder legislativo al mismo tiempo, pero la ley indica que si se decide sacar al Canciller se debe colocar inmediatamente a otro y la oposición no cuenta con los votos suficientes para hacerlo.

Cuarto, la pandemia. El coronavirus sigue afectando al mundo. Alemania se encuentra en una cuarentena estricta en donde solo los trabajadores esenciales pueden salir y el resto deben quedarse en sus casas, shoppings restaurantes y todos los comercios deben quedar cerrados.

Hasta la fecha a la mayoría de los gobiernos oficiales en todo el mundo han perdido su elección o su fuerza electoral se vio severamente dañada a causa de la pandemia. Alemania podría pasar por el mismo paradigma, pero hasta que los demás contrincantes no estén definidos nada está dicho.

Armin debe hacer sus deberes para llegar bien parado a septiembre de este año. Tiene que convencer y encantar al electorado alemán de que todo lo que hizo el gobierno hasta ahora está bien. Que la cuarentena funciona y que el plan de vacunación se va a realizar sin demoras. Que el estado va a estar con los ciudadanos y los va a cuidar. Alemania salió como la gran líder y administradora de la crisis, pero hoy en día su situación es crítica. Es posible que los alemanes muestren su frustración o su apoyo al gobierno en las elecciones que se vienen.

Al ganar la Presidencia del Partido Laschet dijo: “Voy a hacer todo lo posible para que el próximo canciller sea de la unión [CDU/CSU] en las próximas elecciones federales”.

Por último, hay que tener en cuenta que Alemania juega un rol muy importante en el escenario internacional. Escenario que cambia constantemente. Hoy en día hay un choque diplomático con Rusia, por causa del envenenamiento y posterior encarcelamiento del líder opositor Alexei Navalny. La relación con Estados Unidos todavía sigue fría y la Unión Europea siempre se sostuvo por la alianza franco-alemana. 

Ángela Merkel es Canciller desde el 2005, 16 años liderando a la cuarta potencia económica del mundo y a la primera fuerza de Europa. Sus sueños de crear una clase de Estados Unidos Europeos no se habrán realizados, pero su capacidad de liderar a su país y dejarlo mejor de que lo encontró es incuestionable. Solo falta saber si su heredero está a la altura.


Fuente: france24.com

Diarios Argentinos