Ex intendente de JxC acusado de narcotráfico pidió juicio a los camaristas

El ex jefe comunal de Paraná, Sergio Varisco, condenado por participación en la causa Narcomunicipio, denunció a Gustavo Hornos y Mariano Borinsky de cometer “lawfare” en su contra.

El ex intendente de Paraná, Sergio Varisco, quien fue condenado por narcotráfico, denunció ante el Consejo de la Magistratura que la causa en su contra forma parte de la política de “lawfare” implementada durante el gobierno de Mauricio Macri y pidió la remoción de los camaristas Gustavo Hornos y Mariano Borinsky, quienes frecuentaban asiduamente al expresidente durante la gestión de Cambiemos. 

El ex intendente de Cambiemos acusó a los camaristas de haber intervenido como tribunal revisor de la condena en su contra, en lo que consideró una “causa armada”.

La denuncia del ex jefe comunal contra Hornos y Borinsky se suma a los expedientes que ambos tienen abierto por sus visitas a Mauricio Macri en Casa de Gobierno y en la Quinta de Olivos.

Varisco detalló su separación de Macri desde el inicio de la gestión por “diferencias irreconciliables”, puesto que el expresidente había resuelto “apoyar políticamente a otro candidato, Rogelio Frigerio, para que sea gobernador de Entre Ríos”. “Desde entonces viví un hostigamiento mediático-judicial, a la luz de lo que se conoce como ‘lawfare’, con injerencia directa del PEN y servicios de inteligencia”, denunció el ex intendente acusado de narcotráfico. 

Según el acusado,la denuncia por por narcotráfico que lo llevó a la cárcel, “tuvo una fuerte y directa injerencia del Poder Ejecutivo Nacional, de la AFI y de quien se decía era parte de los mismos, aunque inorgánicamente, Marcelo D´Alessio, sin descartar, desde luego, la participación colaborativa de otras personas, entre ellos, periodistas y editores de medios”.

Además, Varisco se defendió diciendo que “la Policía Federal Argentina, que tuvo un rol importante en la producción de las pruebas, dependía de la ministra Patricia Bullrich que de ese modo ha tenido una injerencia llamativa en el proceso, que además tiene como condimento común con las demás causas políticas que interesaron al Gobierno de Macri el uso de una arrepentida para dañar a adversarios”.

Junto a Varisco, fueron sentenciados otras 25 personas entre las que se encuentran el ex concejal Pablo Hernández y la ex secretaria de Seguridad de Paraná, Griselda Bordeira. 

La investigación se denominó Causa Narcomunicipio en la que se acreditó que Varisco, junto a Hernández y Bordeira, formaron parte de los hechos ilícitos posteriores al triunfo electoral, permitieron y colaboraron para que el clan Celis pudiera continuar con la comercialización de estupefacientes en la zona. 

Durante la sentencia se relató que: “Tras lograr la interceptación de imputados allegados a Daniel Celis -quien lideraba la organización criminal que comerciaba estupefacientes- a quienes se les secuestró 3 kilogramos de cocaína y un cuaderno con anotaciones, se logró desentramar la participación de funcionarios públicos de altísimos cargos en la cadena de tráfico investigada. Junto a la confesión brindada por la ex pareja de Daniel Celis -la cual logró ser ratificada con otras evidencias-, se corroboró que éste, en calidad de organizador en las maniobras de venta de droga, había financiado económicamente la campaña electoral de Sergio Varisco en la que logró obtener el cargo de Intendente de Paraná en 2015, a sabiendas de que el dinero provenía de actividades ilícitas”.



Diarios Argentinos