La inflación en la Ciudad fue del 2,2% en julio y alcanzó un 25,4% acumulado en el año

Surge de los datos del IPC porteño que difundió la Dirección General de Estadísticas y Censos del Ministerio de Hacienda. El incremento en los últimos 12 meses fue del 52,6%.

Según datos del Índice de Precios al Consumidor de la Ciudad de Buenos Aires (IPCBA), la inflación local registró un alza del 2,2% mensual en julio y acumuló en los primeros siete meses del año un 25,4% y un incremento interanual (los últimos doce meses) de 52,6%.


La suba mensual respondió fundamentalmente a las subas en las divisiones alimentos y bebidas no alcohólicas, restaurantes y hoteles, transporte y salud. Mientras que en términos interanuales, las divisiones vivienda, agua, electricidad y otros combustibles, alimentos y bebidas no alcohólicas y transporte continuaron siendo las principales responsables del incremento de los precios minoristas, explicando el 51,3% de la variación interanual.

Además, durante el mes de julio los servicios registraron una suba de 2,4%, por encima de los bienes que se incrementaron en un 2,0%.


La dinámica mensual de los Servicios reflejó principalmente los incrementos en el alojamiento en hoteles, en las cuotas de medicina prepaga y en la tarifa de taxi. En tanto, el comportamiento de los Bienes reflejó en mayor medida los aumentos en los precios de los alimentos (destacándose las verduras y los lácteos). Le siguieron en importancia las subas en los valores de los medicamentos.

Así, en los primeros siete meses del año los bienes acumularon un alza de 23,1% y los servicios de 27,2%. En términos interanuales, los bienes se desaceleraron hasta 55,4% mientras que los servicios incrementaron su ritmo de suba interanual hasta 50,4%.



Tras una semana difícil para la economía del país, a nivel nacional, el Instituto Nacional de Estadísticas y Censos (Indec) informó que el costo de vida subió 2,2% en julio y alcanzó así un acumulado de 25,1% en los primeros siete meses del año, mientras que en los últimos doce meses se ubicó en el 54,4%.

El dato de julio mostró que la inflación continuó desacelerando en ese mes, aunque esto quedará como una anécdota cuando se conozca el guarismo de agosto y del resto del año, debido a la fuerte devaluación a la que está siendo sometido el peso desde el lunes. 


El lápiz verde