Los Metrodelegados anunciaron un plan de lucha para enero contra los tarifazos

El Secretario General de la Asociación Gremial de los Trabajadores del Subte y Premetro, Roberto Pianelli, repudió los aumentos impulsados por el gobierno nacional que llevarán el boleto de subte a $21 en abril de 2019.

El Secretario General de la Asociación Gremial de los Trabajadores del Subte y Premetro, Roberto Pianelli, repudió los aumentos impulsados por el gobierno nacional y anunció un plan de lucha que comenzará en el mes de enero.

Mediante una conferencia de prensa el ministro de Transporte, Guillermo Dietrich, anunció este mediodía un incremento de 40% promedio en el boleto de colectivos, trenes y subtes.

Desde noviembre de este año, la administración de Horacio Rodríguez Larreta viene aplicando una suba de $1 peso por mes, que dejará la tarifa en $16,5 en febrero, pero ahora trascendió que el boleto subirá además $2,5 en marzo y $2 en abril, lo que elevará el pasaje de subterráneos a $21.

Ante dichos aumentos el gremialista aseguró en diálogo con el programa Navarro 2019, que "el aumento de tarifas no mejora el servicio, sino con inversiones estructurales".

Por lo que aseguró que van a afrontar las políticas de Cambiemos: "Vamos a iniciar un gran plan de lucha los primeros días de enero, tenemos que resistir". "Los que estamos en las antípodas ideológicas de este Gobierno tenemos que decir que sí hay otra alternativa. Vamos a la calles a resistir estas medidas", remarcó.

Mientras que al ser consultado sobre la situación del país aseguró que "la situación que vive el país es terrible", por lo que pidió la unidad del sindicalismo y del sector político para conformar un gran frente patriótico.

"Hay que juntarse, hay que buscar un gran frente patriótico, un gran frente nacional antineoliberal, porque 4 años más de esta política y no queda nada, absolutamente nada", advirtió.


"Hay que juntarse en un gran frente patriótico antineoliberal, porque 4 años más de esta política y no queda nada, absolutamente nada"



"Hay un mandato, quizás silencioso, pero masivo de que hay que unirse para ganarle a este gobierno, en el sindicalismo es algo natural, el sindicalismo argentino siempre tuvo una tendencia a la unidad, más allá de las divisiones, cuando hay que pelear, no hay ninguna alternativa de ganar si peleas dividido, por eso nosotros con la CTA apenas apareció este gobierno dijimos hay que unir a todo el mundo, incluso con gente que nos peleamos durante mucho tiempo", finalizó.

El lápiz verde