Vidal: "Algo está empezando a cambiar en la Justicia, no hay aprietes ni extorsiones"

La gobernadora bonaerense aseguró que los jueces no tienen "presiones para hacer lo que tienen que hacer". Dijo que en Argentina "se agotó el 'roban pero hacen'". Además, cuestionó al Senado por no habilitar los allanamientos contra Cristina.

La gobernadora bonaerense María Eugenia Vidal se refirió este lunes a la causa de los cuadernos, en la que se investigan las supuestas coimas vinculadas a la obra pública durante los gobiernos kirchneristas, y aseguró que "algo está empezando a cambiar en la Justicia", al afirmar que "empiezan a aparecer resultados" y ya no hay "aprietes y extorsiones de ningún tipo por parte del poder político". 

"Yo siento que algo está empezando a cambiar en la Justicia y en todo el sistema en general, en términos de que empiezan a aparecer resultados. Tengo esperanza y confianza de que los jueces se sientan realmente libres. Hoy no tienen excusas ni de presiones, ni de aprietes, ni de ningún tipo de extorsión del poder político para hacer lo que tienen que hacer", dijo Vidal en una entrevista en el programa "Desde el llano", emitido por TN y conducido por Joaquín Morales Solá.

Tras sostener que anteriormente "grandes escándalos que quedaron en la nada", la mandataria provincial mencionó como ejemplos de ese supuesto "avance" del Poder Judicial "las condenas de la tragedia de Once", "la condena con sentencia de (Amado) Boudou" o "la elevación de juicio oral de muchas causas de corrupción". "Todo eso que vivimos en los últimos meses llevó un tiempo de procesamiento que hoy empieza a salir a la luz", agregó en ese sentido. 

Asimismo, la dirigente de Cambiemos, involucrada en el caso de aportantes falsos durante la campaña electoral de 2017, planteó que en Argentina "se agotó el 'roban pero hacen'". "La corrupción mata, lo demostró la tragedia de Once y Cromañón. Se demostró que muchas veces cuando robaban además no hacían, como en el caso de la Provincia de Buenos Aires", exclamó. 

Respecto de la investigación sobre los cuadernos de Oscar Centeno, exchofer de Roberto Baratta (número dos de Julio de Vido), Vidal lo calificó como "un proceso doloroso". "Tantas declaraciones han confirmado lo que decían los cuadernos y más. Para la gente es una decepción de la política aunque no todos seamos lo mismo. Uno piensa que todo ese dinero podría estar en hospitales, escuelas, rutas y obras", expresó.

Además, cuestionó a los senadores que la semana pasada no dieron quórum para tratar los allanamientos de los domicilios pertenecientes a la expresidenta y actual legisladora Cristina Fernández de Kirchner, solicitados por el juez Claudio Bonadio: "No veo la utilidad de que se debata, debería haberse votado un allanamiento judicial; es una orden que cualquier ciudadano tiene que cumplir sea senador o no".

En esa línea, pidió que "esta semana la política del Senado reflexione y le dé una repuesta a la sociedad porque la semana pasada hubo una enorme indignación". Al oficialismo solo le faltó un integrante para alcanzar la mayoría para comenzar a discutir el pedido del magistrado, por lo que muchos apuntaron contra Esteban Bullrich, ausente en el Congreso por un viaje personal. 

Vidal remarcó que la causa que se lleva adelante tiene hasta al propio Ángelo Calcaterra, primo de Mauricio Macri y exdueño de la constructora Iecsa, siendo investigado. "No me imagino un proceso judicial de esta magnitud en una presidencia de (Daniel) Scioli y con Zannini de vicepresidente", cerró. 

Diarios Argentinos móvil